Concentración por la ofensa de Dani Mateo a todos los españoles

Para muchos españoles nuestra bandera es algo más que un trozo de tela, de la misma forma que la foto de nuestra madre es algo más que un trozo de papel.

Para nosotros la bandera española es un símbolo de unidad, una historia de sacrificio y una promesa de amor a la patria; a diferencia de otros países como Estados Unidos, nuestra bandera es intocable, es la sangre de muchas generaciones de españoles que dieron la vida por ella.

El actor Dani Mateo, en una actuación desgraciada, de la que él no escribió el guion, decidió libremente actuar ofendiendo, de forma deliberada, nuestro símbolo más querido y eso tiene consecuencias. Como él gana dinero con esas ofensas, nosotros trataremos de que lo pierda y si resulta ofendido, pues mejor. Las leyes están para acatarlas y, en caso de no estar de acuerdo, trabajar políticamente para cambiarlas, y la ley nos permite concentrarnos en acciones de protesta y por qué no, formar piquetes allí donde lo consideremos, y esto no son amenazas, es un derecho del que queremos disfrutar.

Dani Mateo como humano ha errado, y puede de forma sincera pedir perdón a todos los españoles, sobre todo a los que dedicaron su vida a proteger ese símbolo; eso le dejará la conciencia tranquila y su bolsillo encontrará lo que busca.

Si decide insistir en la ofensa, entonces se encontrará lo que está buscando.

Share